EL SISTEMA ECONÓMICO CAPITALISTA

INTRODUCCIÓN

La idea de un sistemas Económico lleva la connotación de articulación de parte armonizadas funcionalmente para la consecución de fines colectivos determinados.   

El sistema económico constituye la articulación armónica de las leyes, reglas e instituciones que rigen la vida económica, no importa cuál sea la naturaleza del organismo, así mismo el sistema económico cumple una serie de funciones de toda saciedad.

El sistema económico se refiere, pues a la peculiar organización de las ideas, reglas, procedimientos e instituciones creadas por una sociedad para resolver el problema económico básico, satisfacer sus necesidades.

Lo que distingue a un sistema económico no son las funciones que desempeña, sino la forma o el modo adoptado para conseguir este fin. Las diferencias entre uno y otro sistemas eh de encontrarlas en la forma, reglas, procedimientos e instrumentos adoptadas por la sociedad estén articulados para resolver el problema económico fundamental ..: la satisfacción de necesidades básicas y en constante crecimiento con ciertos recursos económicos que resultan sumamente escasos.

EL SISTEMA ECONÓMICO  CAPITALISTA

Nuestro propósito es prepararnos para la singladura del estudio y análisis, la comprensión a fin de cuentas de la globalización económica, haciendo acopio de los pertrechos y suministros que vamos a precisar para sortear los previsibles escollos, para no quedar varados y perplejos ante las dificultades de entidad que se nos presenten.

Es asi que, si coherentes con la opción metodológica genéricamente adoptada y de la mano de los autores clásicos de la economía en nuestro campo especifico, entendemos la realidad económica como un sistema, tendremos que ocuparnos de los rasgos específicos de este, de sus componentes, de sus relaciones, de los momentos que sistemáticamente recorre en su funcionamiento, de las singularidades que segrega su comportamiento, de la lógica que lo rige. Porque serán esos componentes, esas relaciones, esos momentos, esas singularidades, esa lógica lo que se globalicen.

CIERTA CONCEPCIÓN DE LA ECONOMÍA

¿Pro que apoyarnos en el pensamiento clásico? ¿Qué elementos de los fundadores sirven para fertilizar la reflexión económica sobre una realidad tan profundamente diferente del que ellos tuvieron oportunidad de contemplar? Porque es obvio que, entre aquella economía de pequeñas empresas, en la que empezaba a generalizarse la utilización de maquinaria en las fabricas inglesas, con un proletariado de pauperado y un gran imperio colonial y la economía actual marcada por la globalización, la revolución, la explosión demográfica y la articulación de abundancia y pobreza a escala mundial, pocas similitudes pueden establecerse.

Sin embargo, hay rasgos relevantes que justifican la eleccion. Se señalan algunos:

  1. El objetivo descubrir las leyes de funcionamiento y reproducción de las actividades relacionadas con la producción, distribución y consumo de la riqueza.
  2. Es una concepción que presupone el carácter histórico del objeto de estudio.
  3. Una realidad, constitutivamente dinámica, es decir una realidad cuya esencia es al evolución y el cambio, no la mera reproducción de lo existente.
  4. Estudio de aspectos del mundo real que son inexcusablemente sociales.
  5. Grupos entre lo que destacan las clases sociales delimitadas por su posición en la producción de riqueza, por su distinta situación en la distribución de ingreso.
  6. Actividad economía que se concreta en su tiempo, y en el nuestro, en las que es propia del capitalismo, una forma singular de producir, distribuir y consumir, forma que necesita de ciertos ingredientes, necesarios para llegar a ser y poder reproducirse.
  7. Campo y conjunto de tareas que la escuela clásica estudia y modeliza en los términos propios de una ciencia factual.

CAPITALISMO Y ECONOMÍA DE MERCADO

Consideramos al sistema económico como un entramado de procesos y relaciones que, a partir de unos componentes característicos y una lógica especifica, desembocan, periodo tras periodo, en un determinado producto social.

Si no podemos utilizar indistintamente, como conceptos intercambiables, mercado y SEC, necesitamos caracterizarlos con más precisión para poder diferenciarlos. Polanyi (1944) nos proporciona un lúcido hilo conductor para entender lo que significa el mercado, al menos la concepción del mercado de que vamos a valernos. Los mercados como mecanismo social de distribución de productos existen desde tiempo inmemorial, articulados y, a la vez, subordinados a otros sistemas basados en la reciprocidad, la redistribución o la actividad hogareña; la existencia y extensión, luego, del trueque (intercambio de un bien contra otro bien) en los mercados locales primitivos y similar proceso de circulación mercantil simple ( intercambio de un bien contra otro bien) en los mercados locales primitivos y similar proceso de circulación mercantil simple (intercambio de bienes mediado por dinero) en los mercados locales y regionales de la Edad Media e inicio de la Edad Moderna, solo fueron posibles por la existencia física de mercado; evolución en la que subrepticiamente surge la mercancía, un bien con valor de uso, fruto de la división y del trabajo privado independiente, destinado a ser consumido por otro distinto de quien lo produce al llegar a través de un acto de cambio; entre esta situación y la de una economía  de mercado media un salto cualitativo que se plasma en la generalización de la circulación de mercancías, ciclo ininterrupido de movimiento de mercancías, en el que, curiosamente, el dinero cambia de posición y de mediador del intercambio se convierte en objetivo del mismo (obtención de un diferenciar como objetivo de la circulación).

COMPONENTES Y RELACIONES CARACTERÍSTICOS

Sería absurdo pretender que un sistema económico que se dedica a producir, distribuir y consumir bienes materiales y a proporcionar servicios acaezca en un vario inmaterial, en el que es capaz de operar de forma cerrada, autosuficiente y, a la postre, desnaturalizada. Es algo aplicable a cualquier sistema económico pero, en especial, al capitalismo, debido a la enorme capacidad que ha mostrado para crecer y aumentar ininterrumpidamente la escala de producción y el impacto sobre los sistemas físico y biológico en los que opera. Sin embargo, nos incluimos a la naturaleza como uno de los componentes que utiliza el capitalismo, porque es más pertinente tomarla como lo que realmente es, un sistema distinto del económico, no subsumible en este, aunque con un papel relevantisimo para su funcionamiento y con intersecciones entre ambos sistemas, portadoras de inquietantes implicaciones.

LÓGICA DE FUNCIONAMIENTO

Precios. Para que un sistema basado de la generalización de los intercambios de mercancías pueda operar se necesita que el valor de estas en el mercado pueda establecerse sin un erratismo dependiente de las visiones radicalmente subjetivas de comprador y vendedor. Tasa de ganancia. La situación de los capitales no es sencilla. Lo seria más si les moviera la satisfacción de las necesidades de la población, ya que estas son más fácilmente perceptibles.

CONCLUSIÓN

El capitalismo es el sistema económico fundado en el capital como relación social básica de producción. El capital es un factor de producción constituido por inmuebles, maquinaria o instalaciones de cualquier género, que, en colaboración con otros factores, principalmente el trabajo y bienes intermedios, se destina a la producción de bienes de consumo. Es la cantidad de recursos, bienes y valores disponibles para satisfacer una necesidad o llevar a cabo una actividad definida y generar un beneficio económico o ganancia particular. A menudo se considera a la fuerza de trabajo parte del capital. También el crédito, dado que implica un beneficio económico en la forma de interés, es considerado una forma de capital (capital financiero).

En el capitalismo los individuos privados y las empresas, empleando trabajadores asalariados, llevan a cabo la producción y el intercambio de bienes o de servicios, con el propósito de producir y acumular ganancias u otro beneficio de interés propio.

El capitalismo es concebido, al menos, de tres formas diferentes dependiendo del énfasis en la consideración de ciertas características como determinantes o intrínsecas, desde enfoques respectivamente políticos, culturales y sociales, sin que esto implique una exclusión mutua de las diferentes definiciones.