HISTORIA DE LAS TARJETAS DE CRÉDITO EN REPÚBLICA DOMINICANA

HISTORIA DE LAS TARJETAS DE CRÉDITO EN REPÚBLICA DOMINICANA

Las tarjetas de crédito son tipos de planes de ventas a crédito de mayor uso en la actualidad, dando lugar a un sustituto del dinero, que es un elemento de alta retribución para el consumidor y una identificación que provee el privilegio de obtener productos y servicios a crédito. Es un medio de pago sin uso de efectivo, con un financiamiento automático a treinta días, sin costo.

Características de la tarjeta de crédito

Única tarjeta de crédito en el mercado que permite al cliente personalizar
En el plástico su equipo preferido de béisbol invernal: águilas, escogido, Estrella, gigantes, toros y licey.

Mastercard Standard internacional con límites mínimos RD$5,000 y US$ 50.

  • Cuota de protección por perdida de la tarjeta de RD$ 150
  • Crédito diferido súper limite (disponible a partir de los seis meses de uso.)
  • Debido al desarrollo que han adquirido los países en este caso República Dominicana los humanos se vieron en la obligación de cambiar la forma de trueque y comercialización, los que los impulsó a solicitar crédito para sus actividades agrícolas a otras personas.

Comenzó en el año 1914 cuando la Western Unión lanzo la primera tarjeta de crédito al consumidor, pero en particular a sus clientes preferenciales.

Luego de transcurrir la Segunda Guerra Mundial, surgieron con renovado ímpetu nuevas tarjetas.

La década de los 60, es la época en la que incursionan las tarjetas de crédito en la República dominicana.

Todo comienza cuando la compañía de créditos Comerciales S.A. introduce al mercado una tarjeta con el mismo nombre, además de haber lanzado la American Express, la cual es de uso internacional.

Luego, la Compañía de Crédito e Inversiones salieron al mercado con su tarjeta “Servicios e Inversiones”.

Ya que hubo un gran auge en nuestro país es de las tarjetas de crédito se puede ver que no tuvo una gran reseña histórica, si no que con el de los otros países fue suficiente para que se expandiera el uso de la misma en nuestro país, y luego de esta las mismas necesidades comerciales o permitieron la gran evolución de esta medio de pago.

Cuando los inversionistas dominicanos notaron el nivel de aceptación por parte de los consumidores, entonces establecieron nuevas compañías en conjunto a otras entidades bancarias que pudieran brindar ese servicio.
Entonces fue así como el; Banco Condal Dominicano introdujo al mercado la tarjeta de Condalcard, luego llamada Bankcard, siendo esta la primera tarjeta bancaria dominicana.

Mas tarde otras instituciones bancarias ampliaron el mercado al asociarse con instituciones emisoras de tarjetas de carácter internacional siendo el pionero el Banco Popular Dominicano, con las tarjetas Visa y Mastercard.

Específicamente el caso de Visa se remonta al año 1981, cuando en el país se emitió la tarjeta de crédito Clásica. Mientras la tarjeta Oro, se emitió por primera vez en 1985 y la Visa Electrom en 1996, a través del Banco Nacional de Crédito. La tarjeta Empresarial se emitió por primera vez en 1991 por el Banco Popular Dominicano.

La competencia existente entre las diferentes compañías emisoras de tarjetas de crédito ha hecho que las mismas ofrezcan una gama de servicios adicionales a sus clientes, con la finalidad de captar más tarjetahabientes y poseer un volumen mayor de negocios. Además de que las tarjetas de crédito comenzaron a ser respaldadas por diversos grupos financieros, agudizándose la competencia y pudiendo de este modo llevar mayores y mejores servicios a los segmentos de la población que hasta la fecha han hecho uso de ellas y han llevado el uso del dinero plástico al alcance de la población que requiere este servicio y aún no lo ha usado.

Elementos que deben estar presentes en una Tarjeta de Crédito:

  • Nombre del cliente
  • Número del cliente
  • Nombre de Institución Financiera
  • Fecha de Vencimiento
  • Holograma
  • Logo de la Red de Cajeros u otros servicios
  • Banda para la Firma
  • Banda Magnética, que se encuentra al dorso y es una franja negra en la que se encuentran grabadas informaciones vitales sobre la tarjeta.
  • Información sobre el Emisor

CLASIFICACIÓN DE LAS TARJETAS DE CRÉDITO

Como ya sabemos existen varios tipos de tarjetas, ya sea por su naturaleza o por su objetivo final.

El primer género de estas se dividen en locales e internacionales, dependiendo del alcance que posean en cuanto a su capacidad de realizar transacciones en moneda diferente a la del país de origen.

En general, las llamadas Tarjetas de Crédito Internacionales se pueden utilizar en la compra de artículos en cualquier país del mundo, mientras que las Tarjetas de Crédito Locales se limitan a la realización de transacciones meramente en la moneda y país de su emisión.

Existen también las llamadas Tarjetas de Crédito Convencionales, que son las que permiten al usuario pagar los consumos realizados a través de ella, ya sea por medio de plazos mensuales y/o una línea de crédito giratoria con el límite establecido por el ente emisor. Si se paga el monto adeudado completo al final del mes, no se cobran intereses. Más, sin embargo, si resta un saldo acreedor al banco, este cobra los intereses a una tasa anual preestablecida, la cual difiere de acuerdo a la institución emisora.

Dentro de este grupo también están las Tarjetas Premier, las cuales son iguales a las anteriores, pero con límites mayores de crédito, además de ciertos tipos de preferencia.

Usos de las Tarjetas de Crédito en República Dominica.

Se utilizan en medios electrónicos, cajeros automáticos, se usan como medio de seguridad, en las transacciones a través del comercio electrónico y se utiliza también como requisito para brindar información del tarjetahabiente a la hora de que este desee solicitar cualquier otro tipo de crédito para adquirir algún bien o servicio.

Beneficios de las Tarjetas de Crédito.

  • Beneficios Económicos:
  • Crédito de 30 días, automático y sin intereses.
  • Crédito a mediano plazo sin intereses.
  • Aumento de crédito automático según historial de pago.

VENTAJAS Y DESVENTAJAS PARA EL USUARIO DE LAS TARJETAS DE CRÉDITO.

Se ofrece crédito inmediato en numerosos establecimientos de todo el país y de todo género para la adquisición de bienes y servicios, sin que exista necesariamente alguna relación entre el tarjetahabiente y el establecimiento afiliado.

La sustitución de manejo de efectivo y el uso de cheques mediante la emisión de un solo cheque mensual. El prestigio que aporta al usuario, ya que constituye un medio de identificación y confiabilidad, entendiéndose que todo poseedor de una tarjeta de crédito ha sido debidamente depurado y puede considerársele una persona económica y moralmente solvente.

Sirve para mejorar la administración del dinero propio.

Para control presupuestario, ya que con una sola fuente de información o estado de cuenta se puede detectar con facilidad los excesos en algunos renglones y así facilitar el manejo racional del presupuesto familiar. El tarjetahabiente no necesita portar grandes sumas de dinero, eliminando así los riesgos innecesarios y evitando problemas ocasionados por la no aceptación de cheques. Sirven para resolver emergencias, enfermedades, visitas inesperadas, salidas improvisadas, regalos de aniversario o cumpleaños, así como el aprovisionamiento de productos comestibles y de todo género de necesidades en situaciones no previstas.

Desventajas para el Usuario e las tarjetas de crédito:

  • La pérdida de tiempo en la transacción mientras autorizan el crédito.
  • La posibilidad de que se haga fraude en casos de mal uso intencional, robo o pérdida de la tarjeta.
  • Descontrol en gastos del usuario.
  • Uso excesivo del financiamiento, lo que obviamente va encareciendo en forma creciente el costo original de lo comprado.

En cuanto a las desventajas que podrían enfrentar los establecimientos afiliados se pueden mencionar:

La principal desventaja que acarrea el establecimiento afiliado al aceptar el pago de facturas a través del uso de tarjetas de crédito es la de no poder convertir facturas en efectivo en un plazo menor de 48 horas, al menos que este posea una cuenta bancaria con el banco emisor de la tarjeta, a través de la cual podrá realizar un depósito del monto de las transacciones de tarjetas de crédito y girar sobre la misma casi inmediatamente.

Otra desventaja es el tiempo incurrido en la confirmación y aprobación de un crédito solicitado por un potencial cliente.

PARTICIPACIÓN DE LAS TARJETAS DE CRÉDITO EN EL MERCADO DOMINICANO.

La participación en el mercado se refiere a la participación en el mercado de la unidad de negocios con relación a su competidor más importante, se divide en bajas y alta.

Un aspecto que marca la importancia de las tarjetas de crédito es el hecho de que sirven para la adquisición de todo tipo de bienes de consumo masivo, llegando a formar parte significativa hasta del presupuesto doméstico de muchos hogares. De ahí que, de símbolos de alta categoría económica y social, las famosas tarjetas de crédito han pasado a convertirse en una prenda más común.

Con el déficit económico que sufre nuestro país las personas necesitan un crédito para la compra de la canasta familiar y el banco BHD les brinda una de las mejores tasas de interés para este.

Las características primarias de una tarjeta de crédito son la de devengar una primera función como instrumento de pago, y una segunda función como instrumento de crédito. Estas dos funciones dependen inicialmente de la naturaleza del emisor. A este propósito puede ser útil diferenciar entre emisores para los cuales la tarjeta de crédito representa un instrumento de política comercial tendiente a favorecer en el mercado su producción y emisores por los cuales la tarjeta de crédito constituye un verdadero “producto”.

Las estrellas en beneficios, ponen a su disposición un mundo de posibilidades para sus compras y le ofrecen además múltiples servicios. Con ellas usted cuenta siempre con las tarjetas de mayores ventajas del mercado. Las Tarjetas de Crédito BHD se ajustan a sus necesidades.